Showing posts from tagged with: I+D

Viernes de tendencias: 7 consejos para hacer Design Thinking

Escrito por Chrysalis en Noticia | 0 Comentarios

23.02.18

Cada día más compañías, organizaciones, universidades, centros de investigación y emprendedores están mirando (en algunos casos ejecutando) el Design Thinking como una estrategia revitalizadora que puede transformar el modo de gestionar el talento y cómo este talento es capaz de producir nuevos productos, servicios y métodos, de forma rápida, inclusiva, horizontal, multidisciplinaria...y alegre!!! Muchos hablan del Design Thinking, pero pocos lo explican con claridad. Solo se limitan a señalar que es un 'método de acción creativa', que muchos sabios de Silicon Valley lo han usado, que los productos de Apple han sido resultado de ello y que en IDEO es como un Almagesto.

(Lee la entrevista que le realizamos a Barry Katz, fellow de IDEO, uno de los evangelizadores del Design Thinking)

Sin embargo, siempre queda alguna duda sobre su real significado, aplicación y beneficios. Primero que todo el Design Thinking es una metodología sistemática para generar innovaciones, no es azaroso. Segundo, está centrado en las personas. Tercero, puede resolver todo tipo de problemas, desde los más complejos en todos los aspectos de la vida, hasta otros de menor trascendencia.

La invención resultante debe estar orientada fuertemente en la experiencia del usuario, 'ponerse en sus zapatos', no tanto en la solvencia técnica o económica (como la ingeniería tradicional). Esto implica una retroalimentación continua entre quienes desarrollan una solución/tecnología y los usuarios objetivos. Por lo tanto, las soluciones e ideas se deben concretar en forma de prototipos y se comunican tan pronto como sea posible, para que los usuarios potenciales puedan probarlos y retroalimentar antes de su finalización o puesta en marcha.

Así el Design Thinking genera resultados prácticos. No solo se trata de llenar de Post-it de colores fluor una pizarra!!! Combina a la perfección la conveniencia humana, con la la viabilidad técnica y económica.  Para esto son necesarias tres cosas:  la interacción y colaboración de equipos multidisciplinarios, espacios de trabajo flexible para el trabajo colaborativo y un flujo de labores que siga el proceso del Design Thinking. Designthinking

Las piezas sin un todo

Investigadores del Hasso Plattner Institute (HPI) desarrollaron una investigación sobre el real uso del Design Thinking en las compañías.  Para ello consultaron a 235 empresas de todo el mundo, sobre cómo era su acercamiento al Design Thinking. El estudio denominado,  Parts Without a Whole? – The Current State of Design Thinking Practice in Organizations (¿Piezas sin un todo? - El estado actual de la práctica del Design Thinking en las organizaciones) , es una muy buena aproximación a conocer cómo se están familiarizando las empresas con esta metodología. (Descarga el estudio AQUÍ)

A continuación resumimos algunas de las principales conclusiones del estudio:

1-. No todo es el ahorro de costos

El aumento de los ingresos y la reducción de costos son objetivos de gestión fundamentales, pero no están a la vanguardia del concepto Design Thinking. Mientras que 18% de los encuestados dice que el ahorro de costos es lo más tangible del Design Thinking, 71% dijo que mejora la cooperación entre los empleados, los procesos de innovación más eficientes (69%), y una mejor integración con el usuario (48%). A menudo, los cambios específicos y significativos son el resultado de las mejoras incrementales en muchos procesos internos y no pueden atribuirse exclusivamente al Design Thinking.

2-. I+D a la vanguardia

Más del 72% de las empresas incluidas en el estudio hace uso del Design Thinking en las áreas de negocio o departamentos, mientras que sólo uno de cada cuatro (27,2%) ha sido capaz de regarlo en toda la organización. El método es particularmente popular en los departamentos guiados por la reflexión y la creatividad, como la Investigación y Desarrollo (más del 60% de los encuestados del estudio), marketing (40%), y consultoría para las funciones de apoyo interno (31%).

3-. Jefatura y control son la muerte del Design Thinking

Todo el equipo contribuye con sus propias capacidades, un ingeniero se encargará de la creación de prototipos, por ejemplo, y un científico social se enfrentará a la investigación del usuario. "Es de vital importancia que la función de liderazgo gire dentro del equipo", dice el experto en diseño y uno de los autores de la investigación, J. Schmiedgen, que insta a que todos deben trabajar juntos como iguales y que la labor del administrador es meramente para describir los desafíos, moderar, y para garantizar la autonomía del equipo en todas las formas posibles. Para que el Design Thinking tenga éxito, es vital que los directivos se abstengan de dar instrucciones a sus equipos y que los dejen para abordar el problema por su cuenta. "El control de gestión", dice Schmiedgen "significa la muerte para el desarrollo de nuevas ideas."

4-. El Design Thinking no se usa para cohesionar equipos discordantes

El Design Thinking tiene la reputación de fomentar la colaboración, por ello algunos gestores ven la metodología como una manera de acercar equipos y departamentos que se han debilitado a cooperar por diversas intrigas. Schmiedgen tiene una dura advertencia sobre la configuración de las expectativas poco realistas en este punto: "El Design Thinking es, ante todo, sobre el fomento de la innovación, no sobre la armonización de los equipos discordantes ". Por lo tanto, si el Design Thinking está siendo utilizado como una especie de terapia, los administradores deben tener cuidado con sus expectativas para la innovación . "Lo que muchas empresas querían era la innovación; lo que consiguieron fue que el equipo se abrazara ", dice Schmiedgen. "Pero eso no es culpa per se del Design Thinking", puntualiza.

5-. Jefes y empleados deben desear el cambio

Para que el Design Thinking se establezca en una organización, su gestión debe funcionar como un "facilitador" del cambio en la cultura corporativa. También debe seleccionar sus equipos con cuidado. "Los empleados involucrados deben mostrar una voluntad de cambio y reconocer los beneficios que ello conlleva. Como gerente, es vital que piense si desea consumir energía para convencer a los escépticos ", dice el coautor del estudio, H. Rhinow.

800px-EdulabsBE_meetup1_Design_Thinking_2

6-. Sin empatía, no hay resultados

El Design Thinking ofrece la posibilidad de generar una "inteligencia de equipo", que tiene un efecto particularmente beneficioso sobre los usuarios de los productos y así sucesivamente. "El objetivo es evitar el bombardeo de los usuarios con carros llenos de características que no necesitan, sino que se centre en hacer la vida más fácil", dice Rhinow, añadiendo: "Para hacer eso, se necesita empatía con el cliente."

7-. El Design Thinking toma tiempo

No se puede simplemente imponer en una empresa de un día para el otro. "Hay que dejar que se desarrolle y crezca", dice Rhinow. La nueva cultura corporativa necesita tiempo para establecerse. "Una vez que se empiece a usar el Design Thinking, se da cuenta de que hay otros factores con que lidiar también", añade Schmiedgen. Porque, como el estudio muestra también, el pensamiento de diseño no puede ser introducido de manera aislada sin ajuste de las estructuras y procesos organizacionales existentes y sin la aplicación de otros métodos de gestión también, como por ejemplo,  "lean startup" y "agile".

Del laboratorio a la mesa: prebióticos de la lactosa buscan llegar al usuario

Escrito por Chrysalis en Noticia | 0 Comentarios

09.06.15

La Escuela de Ingeniería Bioquímica (EIB) de la Pontificia Universidad Católica de Valparaíso ha desarrollado una innovadora tecnología para transformar lactosa en galacto-oligosacáridos, un tipo de prebiótico que se puede agregar a productos alimenticios, principalmente lácteos, ofreciendo benéficos efectos sobre la salud de las personas. La idea es poder incorporar estos productos a la industria. El adecuado funcionamiento digestivo es uno de los factores determinantes del bienestar de las personas. Sin embargo, existen una serie de condicionantes que pueden alterarlo, como por ejemplo, infecciones, malos hábitos de alimentación  o incluso la nutrición durante los primeros meses de vida. En este contexto se puede recurrir a los llamados alimentos funcionales, los cuales producen un efecto benéfico para la salud, más allá de su valor nutritivo. Entre los distintos tipos de alimentos funcionales existentes se encuentran los prebióticos, que son compuestos químicos que estimulan la flora microbiana intestinal saludable, que es la que permite un buen funcionamiento digestivo, y además deprimen la presencia de bacterias patógenas.

GOS: un prebiótico por excelencia

El profesor de la Escuela de Ingeniería Bioquímica (EIB) de la PUCV, Andrés Illanes, explica que existen sólo tres sustancias que cumplen todas las características para ser consideradas como prebióticos: los galacto-oligosacáridos (GOS), los fructo-oligosacáridos (FOS) y la inulina. “Dentro de la gama de alimentos de producción nacional que incorporan prebióticos, sólo se encuentran productos enriquecidos con inulina”, dice Illanes. “Sin embargo, los GOS presentan varias ventajas como prebióticos, siendo su materia prima lactosa, la cual es un subproducto de la industria láctea, de bajo valor”. Los usos actuales de la lactosa y sus derivados generan escaso valor, de modo que si se utilizara para la obtención de GOS, existiría un valor agregado considerable. En cuanto a sus propiedades como prebiótico, hay estudios clínicos que indican que el efecto de los GOS es más significativo que el de la inulina. En efecto, los GOS son compuestos que la madre traspasa de forma natural a su hijo durante el amamantamiento. Cuando no puede hacerlo, debe utilizar leches maternizadas, las cuales emplean leche bovina u ovina como materia prima, las que prácticamente no contienen esta sustancia que es muy importante para el desarrollo del sistema inmune del niño. El profesor Illanes explica que, en ese caso, los GOS que deben ser adicionados a las leches maternizadas resultan  insustituibles por otros prebióticos, siendo habitual el empleo de mezclas GOS:FOS en proporción de 9:1. chrysalis_prebioticos

 Alimentos con GOS incorporados: del laboratorio a la mesa

Actualmente no existen productos de elaboración nacional que contengan GOS. En Chile hay importación de leches maternizadas que contienen esta sustancia, provenientes principalmente de Argentina. En Asia y Europa existen diversos productos como yogurts, leches cultivadas y barras de cereal que contienen GOS, existiendo un creciente mercado, debido al aumento notorio de su consumo a nivel mundial durante la última década. En Latinoamérica, una empresa láctea uruguaya ha demostrado interés en la producción de GOS, por lo cual se han contactado con el grupo de investigación de la EIB. “En Chile estamos incentivando a la industria láctea nacional para explorar la posibilidad de producir industrialmente este prebiótico. En el intertanto se está haciendo una evaluación técnico-económica de un proceso productivo de GOS basado en la información generada en esta investigación, que servirá de base para la eventual transferencia de esta tecnología al sector productivo” agrega Illanes.

 Prebióticos derivados de la lactosa

Un equipo de investigadores de la misma EIB trabaja en convertir la lactosa en GOS, mediante una tecnología enzimática que utiliza lactasa, una enzima comúnmente empleada en la industria alimentaria para la producción de leches deslactosadas y manjar. “Lo que aquí se realiza es el proceso inverso al convencional: hacer que la enzima pueda formar enlaces químicos en vez de romperlos. Para que esta reacción de síntesis funcione, se necesita trabajar con una alta concentración de lactosa y con una baja cantidad de agua, logrando así la obtención de GOS”, explica el profesor Illanes. La idea surge en 2008 a partir de dos estudiantes –entonces– de pre grado, quienes hoy son profesores de la EIB, Dra. Cecilia Guerrero y Dr. Carlos Vera, quienes forman parte del equipo de investigación junto al profesor Andrés Illanes, la Dra. Lorena Wilson, la Dra. Carolina Aguirre de la Universidad de la Santísima Concepción, técnicos y estudiantes de postgrado. El proyecto Innova Chile de Corfo titulado, “Producción de prebióticos derivados de lactosa mediante biocatálisis enzimática” continúa en desarrollo y ha servido como modelo para generar una serie de tesis de postgrado y pregrado.   Autor:  Andrea Rivera Difusión y Comunicaciones Escuela de Ingeniería Bioquímica Pontificia Universidad Católica de Valparaíso

Necesitamos más ciencia aplicada, ¡ahora!

Escrito por Pablo Albarracín en Noticia | 0 Comentarios

07.05.15

La ciencia no puede continuar solo en sus trincheras de la academia, sin salir a la industria, al mercado y a la sociedad, a solucionar los problemas que de ella se esperan. Los científicos y científicas deben no solo contentarse en realizar ciencia básica (importante de por sí), sino que deben convertirse en entes de cambio transgresor y disruptivo, llevando sus conocimientos y soluciones a la vida de las personas, generar las transformaciones que el país necesita, y para ello requieren dejar atrás esa errada visión de considerar como una especie de "prostitución" el llevar la ciencia a la empresa y solucionar un problema puntual. startup_ciencia_4 Los tiempos actuales, donde el conocimiento por sí mismo ya no basta, necesitan de ciencia aplicada, científicos con motivación de influir en la sociedad y un aparato estatal que sustente aquello. Pero de algo debemos tener certeza: la ciencia de papel no está aportando al desarrollo del país, debe salir a la calle. De esto conversamos en Iniciador IV, este miércoles 6 de mayo en el Vaparaíso Makerspace, jornada que estuvo marcada por la convicción de que es necesario emprender con la ciencia. Sea cual sea el ámbito y especialidad, pero se debe salir a explorar a la industria. Para ello contamos con la destacada exposición de Guillermo Avendaño, Ingeniero Biomédico de la Universidad de Valparaíso; Ignacio Brescla, Director Ejecutivo del Santiago LabSpace; y Amilcar Arriagada, fundador de Quality Metrics, startup incubada en Chrysalis.

TRIZ o cómo sistematizar las innovaciones y la creatividad

Guillermo Avendaño dejó a toda la audiencia asombrada. Tanto por sus conocimientos profundos, como por sus emprendimientos en Biomedicina. Pero eso no fue lo que cautivó a todos este miércoles. Guillermo nos abrió la visión y nos presentó el método TRIZ. Este sistema es una completa metodología científica que enseña a inventar y resolver situaciones supuestas como imposibles. Fue creado por el ruso Genrich Altshuller  en los años 40' y significa: Teoría para Resolver Problemas de Inventiva o Теория решения изобретательских задач). El método TRIZ se popularizó y es usado por todas las compañías líderes del mundo, desde Toyota hasta Siemens, por mencionar solo algunas. Este método fue crucial en el desarrollo industrial y tecnológico de la ex Unión Soviética y determinó el éxito de su tecnología hasta el dpia de hoy. Según relató Guillermo TRIZ sirve para crear desde una aguja hasta tecnología de centrales nucleares. Y no es necesario ser un genio, solo seguir este método. En teoría, cualquiera puede desarrollar productos o servicios innovadores gracias a TRIZ. "La tecnología más simple también se beneficia de este método", apunta Avendaño. startup_ciencia_2 El TRIZ permite:
  • Crear un puente entre el conocimiento científico y la resolución de un problema.
  • Reduce significativamente el tiempo necesario para desarrollar soluciones
  • Impulsa el pensamiento creativo
  • Desarrollo una visión más técnica del proceso de resolución de problemas
  • Implementa un proceso que vuelve controlable el proceso de innovación.
Avendaño señala que el método TRIZ  se puede aplicar sin inconvenientes en la resolución de fallas, en el desarrollo de nuevos productos, en la resolución de problemas, en la evolución dirigida de productos y tecnologías, y además en áreas no relacionadas a ingenierías o ciencias, como puede ser el arte, la educación, la sicología, entre otras. Existe un concepto de sistema ideal, dice el investigador de la UV: todos los sistemas que evolucionan tienden a aumentar su nivel de perfeccionamiento; un sistema tiende hacia su ideal asegurando las funciones útiles sin generar funciones inútiles, ni nocivas sin costo alguno.

Santiago LabSpace: potenciando la irrupción de la ciencia aplicada en Chile

En Chile están surgiendo una serie de espacio de cowork y makerspace, algunos hace ya unos años, otros más actuales. Los hay más autodidactas, más enfocados en el paradigma DIY, mientras que otros tienen un estilo más de zona de networking y negocios. Lo bueno es que se están creando estos espacios y se está comprendiendo la importancia y los beneficios de la creación colectiva. Sin embargo, la ciencia pareciera estar la margen de los cowork y makerspace... El Santiago LabSpace es el primer espacio cowork-makerspace dedicado a los científicos y al desarrollo de prototipos basados en investigaciones de laboratorio. Su filosofía y objetivo fundamental es el desarrollo de la ciencia aplicada en Chile. No más ciencia  por la ciencia y por los galardones y citas en los papers. En el Santiago LabSpace quieren más ciencia destinada a resolver problemas concretos que aporten valor a industrias, empresas y a todo tipo de organizaciones. startup_ciencia_3 En la jornada de este miércoles pudimos contar con la exposición de Ignacio Brescla, Director Ejecutivo del Santiago LabSpace, quien dejó en claro la intención de este primer cowork científico de generar un impacto en la generación de ciencia útil. Para ello esta iniciativa financia emprendimientos científicos en sus fase temprana, entregando apoyo en espacio y equipamiento científco de alto nivel, el cual comprende un laboratorio químico y microbiológico, sala de prototipado, además de zonas de cowork y networking. ¿Es suficientemente la ciencia aplicada que se realiza en Chile? Para Ignacio es claramente insuficiente, situación que resulta grave para las aspiraciones del país de alcanzar el desarrollo y sustentar su riqueza en el conocimiento, para ir dejando de lado los recursos naturales como única alternativa de generación de riqueza. La ciencia también puede. Ignacio señaló que en el Santiago Makerspace buscar motivar la generación de emprendimientos científicos, "de ideas geniales a ideas con mercado".

Quality Metrics: buscando el mejor salmon a través de la tecnología

startup_ciencia_5 El comportamiento de los peces...insulso para muchos, no para Amilcar Arriagada, fundador de Quality Metrics, startup de la cartera de Chrysalis. La industria acuícola, más específicamente la salmonicultura, es la brújula que guía a esta startup. Quality Metrics desarrolló un software que permite, mediante el análisis computacional de imágenes, identificar en tiempo real los diferentes atributos físicos y factores que afectan la calidad de los filetes de salmón, permitiendo así mejorar la exactitud de las mediciones y disminuir la tasa de fallas a la hora del control de calidad. Quality Metrics ha desarrollado software para evaluar dos atributos que inciden en la calidad de los filetes, especialmente de salmón: daño a nivel muscular y análisis de color de filetes. startup_ciencia_6 Este desarrollo de software permite aumentar la calidad de los salmones mediante la recolección y registro digital de datos. Como antecedentes podemos decir que en la industria de la acuicultura el monitoreo de factores que afectan la calidad de los productos, es realizado de forma manual, los que se traduce en errores, subjetividad y baja repetitividad.